“En épocas recientes, como resultado de la globalización y a partir de la necesidad de comunicarse con personas angloparlantes, ya sea por negocios, educación u ocio; surge en nuestro país la necesidad imperativa de redoblar esfuerzos para el aprendizaje del inglés como segunda lengua”

Aun cuando el idioma inglés no es el más hablado en el mundo, si es la lengua oficial o cooficial de 57 países. Mejor aun esta lengua se habla en 19 de los 25 países pertenecientes a la Union Europea, no como lenguaje nativo sino como un segundo idioma; para reafirmar esta idea, cabe mencionar que el comercio internacional  se realiza en esta lengua.

Por otro lado el idioma inglés es imprescindible en el campo educativo, debido a que el 98% de los resultados científicos se publican en este idioma por lo que es necesario el aprendizaje de el mismo si se desea sobresalir en el campo laboral.

México se ha sumado a esta modalidad bilingüe desde tiempos de Justo Sierra, desde 1840 a 1912 el inglés ya era importante y su enseñanza solía ser gratuita pero también se podía acceder al aprendizaje de este a un bajo costo.

En épocas recientes, como resultado de la globalización y a partir de la necesidad de comunicarse con personas angloparlantes, ya sea por negocios, educación u ocio; surge en nuestro país la necesidad imperativa de redoblar esfuerzos para el aprendizaje  del inglés como segunda lengua; de ahí que nace la nueva reforma educativa propuesta por el actual presidente de México el Lic. Enrique Peña Nieto en la cual se enfatiza que a partir del 2018 la educación bilingüe es obligatoria en educación básica.

Este panorama a simple vista parece muy prometedor y podría decirse que hasta cautivador. Sin embargo surge una interrogante.

¿Está el sector educativo preparado para enfrentar dicho reto?

La realidad educativa en México

De acuerdo al último informe proporcionado por el INEGI y el cual fue publicado en el periódico La Jornada, el martes 1º de abril de 2014, p. 33. En México existe un total de 207 mil 682 planteles de educación básica y especial, a los que asisten más de 25 millones de alumnos. Sin embargo sólo existe un maestro de inglés por cada 5 escuelas del país; es decir que se cuenta con una plantilla de 50 mil maestros de inglés en todo México. En esta cifra alarmante habría que restar los docentes que no tienen el nivel de inglés B2 o C1 requerido para la eficiente impartición de clases.