ed91 / La feria del libro de Guadalajara

La cultura argentina vuelve a ser la invitada de honor por segunda ocasión del festival de letras más importante de habla hispana y segundo a nivel mundial. La primer ocasión fue en 1997 y casualmente empatan las mismas fecha del 27 de diciembre al 7 de octubre, en aquel entonces no se tenía los reflectores de hoy.

Argentina invadirá a Guadalajara con sus letras, con su tango y su rock sonidos predilectos de Latinoamérica y por supuesto con su cine. La Fil no solo son letras, es una ventana para exponer lo mejor de la cultura. Qué decir del país invitado cuenta con la industria cinematográfica más desarrollado de Latinoamérica. La variedad de sonidos que presentara, por una parte el rock de Enanitos Verdes y el talento de Pedro Aznar homenajeando a unos de los grandes como es Luis Alberto Spineta e interpretando poemas de Jorge Luis Borges, otro artistas harán los mismo con Mercedes Sosa y Gustavo Cerati, mas tango y jazz. Musicalmente presenta un programa exquisito y variado.

En los últimos años cada país invitado le deja algo a la feria, Argentina no será la excepción. La FIL se expandirá a diferentes plazas públicas de la zona metropolitana de Guadalajara llevando actividades culturales, de esta manera se acercan más a la población tapatía. Llevo diez años consecutivos acudiendo al evento, y cada año es diferente, me ha tocado ver la evolución de la FIL. Si la memoria no me falla, en la edición del 2010 en la que estaba invitada la comunidades de “Castilla y León” Se incorporo la exposición de cine, el lugar indicado para albergarlo fue el Cineforo de la Universidad de Guadalajara, un espacio para proyectar películas. En el 2009 la delegación de Los Ángeles incorporó buscar libros de manera electrónica, lo cual ha facilitado la localización de los libros deseados.

En la parte literaria, las expectativas por el centenario de Octavio Paz y Julio Cortázar son altas, debido al legado que han dejado a la región continental. El homenaje póstumo a Gabriel García Márquez, un escritor amigo de la FIL se antoja para que sea algo memorable. Otros de los grandes escritores que nos dejaron este año son el Mexicano José Emilio Pacheco y el argentino Juan Gelman a los cuales también se es rendirá tributo. Uno de los momentos cumbres y que ha dejado huella es el reconocimiento que en el 2006 se le hiciera al cronista de México Carlos Monsiváis, en el que participo precisamente García Márquez acompañado de José Saramago, Nadine Gordimer y Carlos Fuentes, evento histórico, donde reunió a tres laureados con el nobel de literatura y a un premio cervantes el cual tenía el merito y la calidad de un nobel. Para los espectadores fue inolvidable.

El reto de los organizadores es evolucionar el festival, tiene el marco y el contexto perfecto para expandirse. Del evento mencionado del 2006, los cinco panelista ya no están con nosotros. En ese entonces era impensable concebir una edición de la FIL sin ninguno de los cuatro hispanohablantes. Argentina cuenta con una producción cultural muy basta, tiene el escenario para demostrarlo, se rumora que puede venir la presidenta Cristina, eso hablaría de la importancia que le dan a la cultura. Figuras políticas ya han venido, siendo príncipe el Rey Felipe VI acudió, el ex presidente chileno Ricardo Lagos abandero su delegación, robando los reflectores, en el evento a honor de su amigo Carlos Fuentes dio cátedra y ensalzo al homenajeado de manera magistral. El escenario está montado, los lectores están ansioso solo falta que llegue el invitado con sus mejores dones.