ed86_p10_aure
Camonte102@aol.com
Www.luzdelmundo.net
50 años, medio siglo, para algunos toda una vida, si midiéramos comparativamente qué ha logrado hacer una persona, cómo a aprovechado su tiempo, qué frutos a dado, pudiéramos ir distinguiendo a unos por su obra en el arte, otros su obra literaria en libros y poemas, otros por sus descubrimientos en la ciencia, por su valentía que les gana el título de héroes. En todos esos casos en esos 50 años la obra hecha es un descubrimiento o dos, algunas pinturas o esculturas contadas, o algún acto heroico, pero alguien que todos los días, en todos los años, esté haciendo cosas sobresalientes, esto es fuera de serie, es algo que impresionaría a cualquiera.
Escuelas en todos los niveles hasta Universidades, Hospitales desde la Clínica rural hasta Hospitales con todos los servicios quirúrgicos, cardiología, trauma, laboratorio, Instituto de Oftalmología. Y servicios de maternidad.

El Doctor Honoris Causa Samuel Joaquín Flores a quien se le dió ese título honorífico por su labor educativa al grado de darle el poco otorgado título

Más de 2500 casas de oración monumentales, hechas por los mismos miembros en más de 40 naciones, con arquitectura desde Pirámides pre-hispánicas hasta un estilo Griego o el de una Mezquita incluyendo edificios contemporáneos muy modernos y funcionales.
En el lado humano, Servicio Social a tantas comunidades marginadas y que por su condición económica han sido relegadas por todos, y lo principal el cambio espiritual que se traduce en una conducta ejemplar cumpliendo el lema “un buen cristiano es un buen ciudadano” reconocimientos de gobernantes en todos los niveles y en todas las zonas del mundo hasta donde ha llegado su enseñanza, que no es otra que el Evangelio Eterno que se predica en esta dispensación, en todas las naciones, transformando a los que lo reciben y ponen práctica como hijos, esposos, vecinos y ciudadanos, y los incontables reconocimientos en donde se agradece la transformación de zonas enteras, como lo es el Este de Los Ángeles, conocido por la violencia y ahora un lugar tranquilo por la influencia de su trabajo.
El Doctor Honoris Causa Samuel Joaquín Flores a quien se le dio ese título honorífico por su labor educativa al grado de darle el poco otorgado título Patriarca de la Educación. Con un nombre todavía mayor dado por Dios el de Apóstol de Jesucristo para nuestro tiempo y que él ha honrado cumpliendo su Ministerio, con dedicación absoluta, decimos los que convivimos con él, una vida dedicada a la humanidad.
En hora buena Doctor, Apóstol de los gentiles, y hermano en Cristo. Felicidades en su Áureo Aniversario Apostólico, Junio 9 de 2014